El ayuntamiento de Guadalajara aprobó integrar el acoso callejero a la lista de delitos y estableció que se sancionará con multas de hasta 5 mil pesos o 36 horas de arresto.

La víctima podrá señalar al agresor, que deberá ser remitido ante un juez municipal para la evaluación del caso y eventualmente la imposición de la sanción.

Como parte de las medias para combatirlo, se realizarán talleres de concientización dirigidos a los responsables.

Durante la sesión extraordinaria realizada en el congreso local, también fue aprobada una iniciativa del alcalde Ismael del Toro para poner en operación un protocolo que evite el acoso sexual en las dependencias de Guadalajara.

Con información de Primera Voz y SDP Noticias.