Una de las óperas con mayor tradición en el repertorio lírico universal, “Pagliacci” (Payasos), se montará en el Centro Universitario Cultural (CUC), bajo la consigna de explotar los nuevos y jóvenes talentos de la escena en el país.

Aunque a los personajes de esta ópera, compuesta por Ruggero Leoncavallo y estrenada en 1892, le han dado vida figuras como Luciano Pavarotti, Plácido Domingo, Enrico Caruso o María Callas, hoy Enrique Abraham Vélez Godoy, director de la Orquesta Filarmónica de las Artes (qué musicalizará la puesta), destaca a los nuevos talentos.

“Decidimos remontar la ópera ‘Pagliacci’ con una nueva producción. En esta ocasión seleccionamos al elenco a través de audiciones. Nos hemos dado cuenta que hay muchísimo talento y nos encanta que sean jóvenes cantantes mexicanos quienes protagonicen este espectáculo”, comento el director de orquesta.

Es así como el papel del célebre Canio estará a cargo de Alejandro del Ángel, Tonio será Gerson Millán, Beppe será encarnado por Gibrán Jasiel, Silvio será Pablo Aranday y el personaje de Nedda será Jessica Arévalo.

Con la participación del Coro de la Ciudad de México, la dirección escénica estará a cargo de Omar Olvera y la producción por Dunkel Arts, de Diego Careaga y David Dohi.

“Pagliacci” tendrá tres presentaciones: 22, 23 y ‪24 de agosto‬ en el Auditorio Fra Angélico, del CUC. Para adquirir los boletos consultar www.filarmonicadelasartes.com.mx.

La fama de Leoncavallo

Se trata de la ópera más famosa que escribió el compositor italiano Ruggero Leoncavallo, la cual se convirtió en un éxito rotundo desde su estreno, el 21 de mayo de 1892 en el Teatro dal Verme, de Milán.

Al año siguiente llegó a la Royal Opera House y de ahí continúo por varios países hasta la fecha. Y aunque Leoncavallo escribió “La Bohéme” y “Zazá” (la primera homónima de la compuesta por Puccini), éstas no consiguieron la misma fama y esto propició incomodidad en el autor.

La historia de esta ópera se basa en un matrimonio (Canio y Nedda) que trabaja en una compañía teatral de comedia y el marido es sumamente celoso, lo que provoca la trama, ya que Nedda está enamorada de Silvio.

Dentro de las arias más famosas de “Pagliacci“ destacan Vesti la Giubba, Canzone de Arlecchino o Non, pagliaccio non son.

 

Con información de Esquivel para Primera Voz