El presidente Andrés Manuel López Obrador consideró hoy, desde su postura como ciudadano, que la ratificación del triunfo electoral de Martha Erika Alonso como gobernadora de Puebla fue antidemocrática.

“No voy a ir en estos días a Puebla por la situación que prevalece. No es lo más recomendable que públicamente me acompañe o yo la acompañe o que vaya solo. Vamos a esperar… a ver qué pasa”, expuso, tras anticipar que mantendrá una relación institucional con la ahora gobernadora.

La noche del sábado, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ratificó el triunfo electoral de Martha Erika Alonso, esposa del exgobernador y actual senador Rafael Moreno Valle, tras un proceso plagado de irregularidades.

 

Con información de Primera Voz