• El Papa dio carta abierta para las investigaciones conducentes

Uno de los temas más controversiales dentro del catolicismo es el referente a las muchas acusaciones de abusos sexuales cometidos por sacerdotes contra menores de edad. En Estados Unidos existen varias denuncias de esta índole, por lo que el Papa Francisco sostuvo una reunión con el presidente de la conferencia episcopal de ese país, a fin de implementar medidas que terminen con estas agresiones.

El caso más sonado actualmente, es el del exarzobispo de Washington, Theodore McCarrick quien fue acusado de cometer este delito, por lo cual, renunció a su cargo. Para tratar este tema, así como para saber las medidas que se deben tomar para proteger a las víctimas, se reunieron hoy por la mañana, el papa Francisco y el cardenal Daniel DiNardo.

Estas medidas son, la más importante, la investigación abierta por orden del papa Francisco en el archivo del Vaticano, contra McCarrick y de comprobarse su culpabilidad en los ilícitos que se le imputan, enfrentaría las consecuencias legales correspondientes.

No obstante, el caso no está completamente libre de polémica, pues Carlo María Viganó, exnuncio apostólico, acusó al mismo papa Francisco de omitir las acusaciones realizadas contra McCarrick.

Sin embargo, el hecho de que el pontífice tomara esas medidas, pueden ser un parteaguas en la Iglesia Católica.

Con información de Primera Voz y La Jornada