La vanguardia del arte contemporáneo llega al Metro de la Ciudad de México, con la primera y más grande galería del mundo que exhibe obras modernas de artistas de 50 naciones y conceptos y cosmovisiones plurales.

Se trata de la Galería Pública Involuntary México que, por sus dimensiones y las obras que alberga, podría llegar a la altura del Museo de Arte Moderno (MoMA) de Nueva York en un año, de acuerdo con el curador del nuevo espacio, Aldo Flores.

El comisario de esta galería advierte que en el espacio expositor se puede observar un diálogo entre los diferentes puntos de vista de los artistas, los cuales dan cuenta de un universo artístico ambicioso.

Dicho espacio fue inaugurado ayer en la estación Hidalgo del Sistema de Transporte Colectivo, a lo largo de 18 mil metros cuadrados y que podrá ser visitada por todos los usuarios y capitalinos.

Las creaciones que podrán ver los transeúntes son de al menos 300 artistas, todos orquestados por el proyecto Involuntary Painting and Sculpture, con la organización del artista Millree Hughes y la curaduría de Aldo Flores.

 

Con información de Esquivel para Primera Voz