Una sexoservidora de 30 años fue detenida el 4 de agosto en la colonia Buenavista, en Cuauhtémoc, tras ser acusada de robo a transeúnte con violencia; daba a sus clientes chocolates con droga para robarles sus vehículos.

El ilícito fue denunciado por una víctima; además, el pasado 28 de julio la representación social tuvo conocimiento de un segundo hecho similar, en el que se manifestó que en la misma colonia, la imputada abordó el vehículo del denunciante para ingresar a un hotel y posteriormente lo desapoderó de su automóvil.

Un juez de control vinculó a proceso por su probable participación en el delito de robo agravado.Durante la audiencia de cumplimiento de orden de aprehensión, el impartidor de justicia le impuso como medida cautelar la prisión preventiva justificada en el Centro Femenil de Reinserción Social Santa Martha Acatitla.

Con información de Primera Voz