Los lazos del arte romano y novohispano reunidos por el Museo Nacional de San Carlos

76

México y Roma tienen en común un lazo muy fuerte: el arte. Y es que las academias de pintura más influyentes en ambas ciudades forjaron artistas que dieron paso a tesoros nacionales. En ambos continentes se buscó la captura de la belleza humana y explotar las distintas técnicas que aprendían.

De este contexto proviene la exposición Roma en México/México en Roma en el Museo Nacional de San Carlos, que presenta 93 obras de arte, entre pinturas y esculturas, de los estudiantes de las prestigiosas academias de San Luca y San Carlos en el siglo XIX.

Por lo que hace a México, la exposición rescata a artistas como Tomás Pérez, Primitivo Miranda, Tiburcio Sánchez, Epitacio Calvo y Juan Cordero, quien después se convirtió en maestro de distintas generaciones.

Francesco Coghetti, Francesco Podesti, Giovanni Silvagni y Eugenio Landesio son algunos de los artistas de la academia romana.

Dividida en ocho núcleos temáticos, la muestra nace de una investigación a cargo de Stefano Cracolici, de la Universidad de Durham, Inglaterra; así como de Giovanna Capitelli, de la universidad italiana en Calabria.

Resultado de esta investigación es la recopilación de dicho corpus pictórico, pero también conocer la importancia política del momento, ya que fue por la instrucción de Antonio López de Santa Anna que se enviaron a creadores mexicanos a Italia y se recibió a los artistas del país europeo.

“Esto generó la estrecha relación entre ambos países, ya que debemos recordar que el arte romano era el eje rector de la estética del momento (…) Santa Anna dio la instrucción de que el dinero recaudado por la Lotería constituyera los fondos para la reactivación de la Academia de San Carlos, dando pie al intercambio”, explicó Cracolici.

Roma en México/México en Roma será inaugurada mañana y podrá visitarse de martes a domingo, de 10:00 a 18:00 horas. El acceso tiene un costo de 45 pesos con descuento para estudiantes y personas de la tercera edad.

Medio siglo de promover el arte europeo

Con esta exposición el Museo Nacional de San Carlos celebra 50 años de brindar al público la posibilidad de admirar cuadros auténticos de Goya, Tintoretto, Zurbarán, Carrucci, Sorolla, entre otros.

Su acervo está integrado por pinturas de la Antigua Academia de San Carlos, fundada por Carlos III en la Nueva España; además tiene obras de su propiedad provenientes de las academias San Fernando, de Madrid, España, y la Academia Mexicana de Pintura.

El edificio, ubicado en Puente de Alvarado número 50, en la colonia Tabacalera, es de estilo neoclásico en el que intervino Manuel Tolsá, fue el Palacio de los Condes de Buenavista y a lo largo de la historia han habitado ahí Santa Anna y la familia de Iturbide.

En 1968 fue inaugurado como Museo de San Carlos, obteniendo el título de Nacional en 1994, por decreto presidencial.

Con información de Primera Voz