El procedimiento para designar a quien será titular de la Fiscalía General de la República reúne ante el Senado a 27 aspirantes, de entre quienes se seleccionará a diez. A su vez, éstos se reducirán a una terna final que será avalada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador antes de ser votada en el pleno de la Cámara de Senadores.

Entre dichos candidatos se encuentra la Doctora Lizbeth Xóchitl Padilla Sanabria, quien comparecerá ante el Senado de la República hoy, lunes 14 de enero, a las 11:30 horas.

Credenciales

De manera independiente, sin militar en ningún partido político, Padilla Sanabria cuenta con herramientas -tanto académicas como laborales- más que suficientes para ser considerada como una seria opción para combatir a la corrupción, uno de los males más dañinos y con mayor arraigo en México.

En el primer rubro, la Doctora Padilla cuenta con una estancia de investigación en la Universidad de Sevilla, en España; ha participado en el Sistema Nacional de Investigadores del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACyT); realizó un diplomado en Derechos Humanos y Sistema Penal por parte de la UNAM; también en la máxima casa de estudios, obtuvo la Licenciatura, Maestría y Doctorado en Derecho, además de ser Doctora en Derecho Penal por el Centro de Estudios Superiores en Ciencias Jurídicas y Criminológicas y, actualmente, es Doctoranda en Política Criminal y Ciencias Penales en esa misma institución.

Entre sus actividades académicas, ha fungido como profesora de posgrado en derecho y en política criminal de las Facultades de Estudios Superiores de Acatlán y Aragón de la UNAM, profesora de la maestría en victimología del INACIPE, ponente del diplomado titulado Derechos Humanos y Sistema Penal, así como en el de Seguridad Pública que se imparten en la Facultad de Estudios Superiores Acatlán de la UNAM; ponente de la materia Teoría Jurídica Contemporánea en el posgrado que imparte la Universidad Nacional Autónoma de México en Materia Constitucional y Penal para la Suprema Corte de Justicia de la Nación, miembro del Seminario de Legislación y Jurisprudencia de la Unidad de Investigación Multidisciplinaria de la Facultad de Estudios Superiores Acatlán de la UNAM, así como docente certificada para impartir contenidos básicos del NSJP y los cursos para Jueces, Agentes del Ministerio Público y Defensores aprobados por el Consejo de Coordinación para la Implementación del Sistema de Justicia Penal.

Su experiencia laboral no es menos destacada; además de la actividad profesional Jurídica y de Derechos Humanos desempeñada en la Rama Latinoamérica del Robert S. Hartman Institute, ha llevado a cabo actividades académicas y de investigación multidisciplinaria en su alma mater y se ha desenvuelto como Docente Certificada por la Dirección General de Planeación, Capacitación y Difusión de la Secretaría de Gobernación (SEGOB).

Asimismo, la Doctora Padilla es autora de La criminalización-control del enemigo en el México Neoliberal: La Ley Antilavado, participa como coautora en Los derechos humanos como eje rector en la política criminal contra la delincuencia organizada, y colabora en diversas publicaciones argentinas, uruguayas y mexicanas, entre ellas el portal de noticias El Vigía. Su habilidad para comunicar ideas queda más que manifiesta a través de su dominio de los idiomas inglés, portugués e italiano en un nivel avanzado.

¿Qué la distingue de otros candidatos?

Lizbeth Xóchitl Padilla asegura que la dirección de la Fiscalía General de la República no debe quedar en manos de nadie que obedezca intereses personales o cuestiones políticas de terceros, pues esta práctica ha dañado la imagen de México ante el extranjero en materia de corrupción, ya que, de acuerdo con la última edición del Índice de Percepción de la Corrupción en el sector público elaborado por Transparencia Internacional, ocupa el lugar 135 de 180 naciones analizadas.

Considera que para ocupar el cargo se requiere, más allá de ser un mero funcionario, conocer a fondo el sistema, investigar y mostrar verdadera preocupación por el estatus de la corrupción en México, cuyo nivel es equiparable a un cáncer que está acabando con la sociedad mexicana, pues ésta ya no tiene confianza en las autoridades que deberían velar por su bienestar.

La Doctora Padilla Sanabria indica que se debe trabajar desde la Fiscalía para cambiar esa visión y erradicar el problema a través de la autonomía con la edificación de un plan en materia de anticorrupción; destaca que el origen de este flagelo social en México es de tipo económico, cultural y jurídico.

Padilla Sanabria aseveró que, de ser electa como Fiscal General de la República, trabajará para que la Fiscalía se asiente como un organismo confiable, por lo que propondrá las reformas necesarias, investigará y buscará contar con personal debidamente capacitado respecto al Sistema de Justicia Penal Acusatorio vigente con la finalidad de trabajar por la ciudadanía con observancia y respeto por los derechos humanos.

 

Redacción Primera Voz