Las autoridades de China decidieron poner un toque de queda para que los menores de 18 años no jueguen videojuegos en línea, demasiado tiempo, ni a horas inadecuadas.

El gobierno indico en un comunicado que los niños y adolescentes no podrán jugar entre las diez de la noche y las ocho de la mañana y sólo podrán hacerlo por un máximo 90 minutos durante el día.

Adolescente muere por derrame cerebral tras una noche de videojuegos

Además, la nueva normativa limitará el dinero que los niños se pueden gastar en juegos, hasta un máximo de 200 yunaes al mes (547 pesos) o de hasta 400 yuanes (mil 94 pesos) para los niños de entre 16 y 18 años.

Las nuevas normas también obligarán a todos los niños a usar su nombre real en el registro para jugar en línea así como a dar detalles personales, como su cuenta de WeChat, una red social, su número de teléfono o el de su documento de identidad.

La OMS agrega como enfermedad mental la adicción a los videojuegos

Con información de Primera Voz