El Fondo Monetario Internacional (FMI) respaldó las medidas de combate al robo de combustibles emprendidas por la administración de Andrés Manuel López Obrador porque considera tendrán repercusiones positivas en las finanzas públicas y de Petróleos Mexicanos.

Alejandro Werner, director del departamento para el Hemisferio Occidental del FMI, señaló que en la medida que se restablezca el suministro de gasolinas “no vemos riesgos inflacionarios ni a la actividad económica del trimestre o del año”.

Reconoció que durante la instrumentación al combate se pueden generar problemas, pero de corregirse “no tendrá impactos en la parte económica”.

Werner Wainfeld destacó: “creemos que es obviamente el objetivo adecuado al hacerlo con fuerza y de manera muy decidida; es muy importante”.

Después de participar en el Seminario sobre Perspectivas económicas para 2019 organizado por el Instituto Tecnológico Autónomo de México, Werner Wainfeld resaltó que la economía mexicana “tiene fundamentos muy sólidos, comparada con otras economías de América Latina ya que en la parte fiscal es de las pocas que ya tiene el superávit primario necesario para estabilizar las razones de deuda a PIB, y el banco central está claramente enfocado a regresar la inflación a su objetivo de mediano plazo y es un país con reservas internacionales apropiadas y una política de deuda muy prudente”.

 

Con información de Primera Voz