Egan Bernal se convertirá en el primer colombiano que gana el Tour de Francia, tras una penúltima etapa en Val Thorens este sábado, en la que se impuso en solitario el italiano Vincenzo Nibali (Bahrain).

“Esto es como la droga, un vicio, ganas el Tour y ya piensas en el otro, ¿qué viene más? Pero tengo que esperar a mañana”, señaló Bernal.

En una 20ª etapa reducida a 59 kilómetros (en vez de los 130 previstos) debido al estado de las carreteras por las tormentas en los Alpes, el colombiano entró en la meta de Val Thorens, a 2.365 metros de altitud, de la mano de su compañero Geraint Thomas, ganador en 2018, dejando una bella imagen del relevo generacional.

“Toda la etapa fui pensando, kilómetro a kilómetro, cada vez me queda menos. Cuando Geraint me dio la mano comprendí que había ganado el Tour. Falta llegar a París, es increíble, no me lo creo”, dijo emocionado.

“Le dije a Egan: ‘¡Disfruta de este momento!’. Es un deportista increíble, ¡tiene 22 años! Ha nacido para ir rápido en montaña y tiene el mejor equipo. Tiene grandes años por delante, un gran futuro”,”, añadió Thomas, un muy deportivo campeón saliente.

En la meta esperaban a Bernal su pareja Xiomara y su padre Germán para celebrar el hito del primer sudamericano que gana la carrera ciclista más importante del mundo.

Salvo algún acontecimiento extraordinario, Bernal se convertirá, con 22 años, en el más joven ganador del Tour desde la época moderna, tras la Segunda Guerra Mundial, superando al italiano Felice Gimondi.

Además, será el quinto maillot blanco de mejor joven para Colombia, tras los conseguidos por Nairo Quintana en 2013 y 2015, Álvaro Mejía en 1991 y Fabio Parra en 1985.

 

Con información de Primera Voz