Hussain Almossawi diseñó un anillo capaz de detectar la saturación en la sangre para ayudar a personas que padecen enfermedades de células falciformes, trastornos hereditarios que afectan los glóbulos rojos y bloquea los vasos sanguíneos, generando afectaciones en órganos y tejidos.

El Oxygem se forma de sensores que al medir la luz roja e infrarrojas que pasan por el dedo, las variaciones de la cantidad de luz se absorbe y permite el registro de los niveles de oxigeno en la sangre y alertan así en caso de un incremento, con colores: azul si el nivel de este gas es bajo o roja si hay saturación de oxígeno en el torrente sanguíneo.

El anillo cuenta con un cargador y una pantalla electrónica que se ilumina cuando hay un mensaje de la actualización de datos, incluso puede activársele alertas y notificaciones para celulares a través de una App creada para monitorear y registrar la información.

El anillo funciona con una pequeña batería recargable y se encuentra en tallas chico, mediano y grande con distintos colores. Y un dato que lo vuelve un plus es que este anillo tiene la opción de localizador ya que permite notificar la ubicación del usuario a servicios médicos locales en caso de emergencia.

 

Con información de Primera Voz